Se estableció la primera Mesa Regional por el Derecho a la Identidad en Azul

Impulsará la búsqueda de los nietos robados durante el período dictatorial brindando herramientas a las personas que tengan dudas sobre su identidad, como acordó la Defensoría con Abuelas de Plaza de Mayo y CONADI.

Impulsará la búsqueda de los nietos robados durante el período dictatorial brindando herramientas a las personas que tengan dudas sobre su identidad, como acordó la Defensoría con Abuelas de Plaza de Mayo y CONADI.

Se estableció ayer en Azul la primera Mesa de Trabajo Regional por el Derecho a la Identidad, de la que participarán distintos actores y organizaciones comprometidas con los Derechos Humanos. La Mesa, convocada por la Delegación Azul del organismo que conduce Guido Lorenzino, sentó las bases del trabajo con la Coordinación de Derechos Humanos de la Municipalidad de Azul, (integrante de la Red por el Derecho a la Identidad de Abuelas de Plaza de Mayo), el Nodo de la Red por el Derecho a la Identidad de Abuelas de Plaza de Mayo en la ciudad de Bolívar, la Facultad de Derecho de la Univerdiad del Centro (UNICEN) y la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos de Azul. En representación de la Defensoría del Pueblo estuvieron presentes el Secretario de Desarrollo Institucional, Mario Caputo; la Delegada de Saladillo, Carolina Ruiz; y el Delegado de Azul, Emanuel Barrionuevo.

La Mesa tiene por objetivo visibilizar el Derecho a la Identidad en la Región e impulsar, mediante actividades conjuntas, la búsqueda de los cientos de nietos apropiados que aún desconocen su verdadera identidad. Estas actividades, de carácter cultural y comunitario, tendrán como respaldo el acuerdo de trabajo suscripto por la Defensoría, Abuelas de Plaza de Mayo y CONADI.

A través de él, la Defensoría y sus delegaciones se convierten en facilitadores de los trámites de las personas que tengan dudas sobre su identidad y busquen evacuarlas a través de CONADI. Así, el organismo queda facultado para brindar la información y el acompañamiento necesario para las personas que hayan nacido entre 1974 y 1983 y presuman que pueden ser hijos de desaparecidos.

“No solo consiste en brindar asesoramiento sino también en completar los formularios para posibilitar el contacto directo con la CONADI para la realización de examen genético” dijo el delegado de la Defensoría en Azul, Emanuel Barrionuevo. También sostuvo que “ya estamos proyectando diversas actividades que realizaremos en el transcurso de lo que resta del año y en dos semanas estaremos reuniéndonos nuevamente para darle continuidad a esta labor” concluyó.